Luces y sombras en la compra de NovaGalicia Banco por la entidad venezolana Banesco y cómo puede afectar a las Pymes

Novagalicia

Hemos empezado de forma seria el desfile donde las principales figuras de la pasarela de las Cajas nacionalizadas tendrán que pasearse en los próximos meses. Hasta ahora, todos los movimientos corporativos de compra y venta de estas entidades estaban protagonizados por los pequeños, aquellos que no había supuesto su “nacionalización” un trago de casi decenas de miles de millones al Estado.

Como no podría ser de otra forma, para triunfar en este desfile, hemos sacado en primer lugar la Caja nacionalizada y convertida a Banco más bonita que teníamos. Novagalicia Banco tenía muchos factores para ser un ejemplo de cómo la restructuración de nuestro sector financiero está por el buen camino, y que la combinación de distintos elementos la hacían atractiva para que, aún mal pagada, alguien se interesara por ella. Que los expertos no me critiquen por esto de mal pagada, tal vez pagada de más, pero para lo que nos ha costado a todos los españoles salvarla, mil millones de pago por la compra de la entidad me parece poco.

En este mundo, donde la globalización es un contrasentido, y ves cómo en el ámbito de las Entidades Financieras, las nuestras hacen las Américas y las que están en las Américas hacen las Españas, nos ha tocado que el interés principal, demostrado en la subasta, lo haya tenido Banesco, la mayor entidad financiera privada de Venezuela. Por ahora, y digo por ahora porque con los ataques nacionalizadores que les dan a algunos mandatarios de Sudamérica de vez en cuando, lo mismo cuando esté la cosa más “madura”, llega Maduro y dice que este Banco también es suyo.

A pesar de mi sentir patriótico, que algunos me critican, intentando que se quede en poder del capital español nuestras empresas para no perder el control de las mismas, y aquel que siga este blog podrá constatar este sentimiento, en este caso tenía muy claro que para el país resultaba mucho más interesante que Fondos Extranjeros, o como ha sucedido, una entidad extranjera, se quedara con los residuos que la clase política había dejado en forma de Banco de las antiguas Cajas de Ahorro, ¿por qué?, sencillo, existían unos factores que las hacían más interesantes.

El primero, y para mi más importante, es la posibilidad de sostener el empleo en estas entidades. La sangría que se está produciendo en el sector financiero, justificada por su sobredimensionamiento, es por sí misma un perjuicio para el país, tanto por el coste emocional y el drama personal que para cada uno de los despedidos supone como por el coste económico de tal circunstancia. Tanto por el buen camino, despidos incentivados y prejubilaciones, como por la vía dramática  de los despidos en el marco de la reforma laboral, con patada en el culo e indemnización precaria. Y todo ello en el contexto de tener que soportar indemnizaciones millonarias a ex consejeros, presidentes, y otras mujeres de mal vivir. Todo apunta, por la información que hasta ahora se conoce de esta compra por la subasta, que Banesco ha sido el que más ha garantizado el mantenimiento de los empleos al FROB, al tiempo que también respetarán al máximo la red, cuestión que dudo algo más, pues aun después de la restructuración seguro que está sobredimensionada. Sí estoy seguro de que si la subasta hubiese sido ganada por una entidad española, el empleo que ahora mantiene la entidad se hubiese puesto muy en peligro, dado que todos están en proceso de restructuración y la duplicidad de red, así como de servicios centrales, hubiese llevado a más empleados de Novagalicia a la calle.

El segundo motivo por el que creo que ha sido más interesante que Banesco se haga con la entidad en lugar de un Banco español, es que estoy seguro que cubrirá mejor una de las grandes necesidades de nuestro país, hacer fluir el crédito a particulares y Pymes. En estos primeros días Banesco ya ha anunciado que tiene intención de dotar para este fin unos 9.000 millones de Euros, si bien no conocemos cómo, ni cuándo. Nuestro país en las actuales circunstancias se está convirtiendo en un lugar atractivo para dar préstamos a estos colectivos. Los tipos de interés altos, la estabilidad en la inflación, así como factores de mercado, como puede ser una mayor estabilidad de las Pymes, hacen presagiar que en poco tiempo podemos ser un paraíso para dar crédito a Pymes y particulares y sacar altas rentabilidades, lo que se dice, hacer negocio bancario tradicional. A pesar de que estas circunstancias serán igual para todos, dudo mucho que si una entidad española hubiese sido la ganadora de la subasta, esta hubiese metido mucha más leña en el fuego del crédito a pymes y particulares, ya tienen aquí sus propias redes y no lo están haciendo. Como añadido a este, la restructuración del sector, y aunque sea en módicas cantidades, también perjudica. Pensemos que CaixaBank o BBVA o el propio Santander hubiesen ganado la subasta. En primer lugar, tenían que haber retraído de su capital, 1.000 millones, que desde luego sería conceder menos crédito. Después tendrían que haber llevado a cabo un saneamiento, despidos con indemnizaciones y otro sinfín de cosas que representaría una inversión a corto plazo, inversión que retraería de su negocio bancario tradicional y por tanto dando menos crédito. Por este motivo pienso que así, con esta compra de Banesco, seguro que algo más de crédito fluirá.

En tercer lugar, y tal vez este sea para mí el factor menos importante, pero que algunos han puesto encima de la mesa, es el factor competencia. La Banca española en nuestro país está muy cómoda. La inestabilidad económica de estos últimos años, el proceso de restructuración de la Banca y algunos factores más, han provocado que ninguna entidad importante Internacional quisiera penetrar con fuerza en nuestro país y por tanto, nos estamos limitando a trabajar con tres grupos de Bancos en la actualidad y en este caso sobre todo las Pymes. Los de Clase A. BBVA, SANTANDER y CAIXABANK, los de Clase B, POPULAR, SABADELL, BANKINTER, KUTXABANK y los de Clase C, BANKIA, IBERCAJABANCO, etc., principalmente. La entrada de actores en la Banca Comercial que vengan de entornos completamente distintos a los que hemos tenido en España en los últimos años, puede favorecer la competencia y allí dónde se queden, clase A, B o C, o territorialmente, puede ser frente al inmovilismo crediticio de estos bancos españoles.

Hasta ahora hemos visto más luces que sombras en esta compra, que también las hay. La más importante de ellas es que hemos puesto en la pasarela a la niña bonita y tan sólo recuperaremos 1.000 de los 9.000 millones aproximadamente que pusimos para poder salvar la situación de esta Entidad, lo que significa que hemos perdido 8.000 millones. Si esta es la niña bonita, ¿qué nos pasará con los cocos feos de CATALUNYACAIXA Y BANKIA? Sólo digo desde mi incultura financiera en estas operaciones, que tal vez haber dado una salida al personal honrosa, mediante despidos con indemnizaciones incentivadas, prejubilaciones y otras, haber troceado pasivos y activos y habérselo regalado u obligado a coger a otras entidades españolas, y cerrar la entidad, antes de perder los 8.000 millones Euros podía haber sido otra solución, ¿no? Ahora resulta que si hacemos una regla de tres, la pérdida por la venta de estas tres entidades nos podrá salir por unos 36.000 Millones de Euros. ¿Hemos dado el mejor destino a este dinero? Este despilfarro sólo es justificable porque en el contexto que existía en esos momentos muy probablemente no haber dado 40.000 millones a estas Cajas hubiese supuesto la quiebra de todo el sistema financiero español e incluso parte del europeo. Esto viene a demostrar una teoría que mantengo desde el principio de esta restructuración, vamos a perder 36.000 o 40.000 millones de Euros, por un hecho tan simple como “salvar el culo” de la Banca española y tal vez de la Europea. Si esto es así, lo justo sería que estos 40.000 millones los pagasen la Banca española y la Europea, más cuando regresan a la senda de tener grandes beneficios, como los recientemente anunciados, pero no los contribuyentes ni las Pymes.

¿Qué es lo perverso de todo esto? Pues que además las sombras están planeando sobre las cabezas de los particulares y las Pymes, les hemos “salvado el culo”, y los Bancos ponen dificultad en dar crédito a Pymes y Particulares, mientras que nuestros Estados no hacen otra cosa que recibir préstamos o compra de deuda por parte de estas entidades, a las que, no el Estado sino todos, hemos salvado. Algo no funciona.

El balance del FROB quedará un poco más bonito después de esta venta, pillamos 1.000 millones y como decía, nos deshacemos de parte de los residuos que los políticos han dejado. Pues nada, preparémonos para pagar las Pymes y particulares esta rotura de platos, eso sí sólo espero que nos dejen algo para vivir, pues como decía un buen amigo mío que se pasó media vida por Sudamérica, “el mejor político no es el que menos roba, si no el que más deja después de robar”, dando a entender que robar es completamente inherente al político.

Este post se lo dedico a mi buen amigo Ángel, con el que llevo años compartiendo todo este proceso de, ”pues sí, pues no”, que para eso son gallegos, y que está sufriendo desde que empezó el problema en Caixa Galicia hasta ahora con la compra de los venezolanos. Lo único que espero es que te vaya “Chévere Cambur” Ángel y te dejen tranquilo para que no estés con esta vida de “Bicha”, que te hacen llevar. Te lo digo en venezolano para que te vayas acostumbrando.

Miguel Angel Robles

 

Dejar un comentario

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>


*