Mucho cuidado al decidir si incluyes tu Pyme en el Régimen Especial de Criterio de Caja en el IVA, ¡puedes perder clientes!

PERDER CLIENTES

Las pequeñas empresas y los autónomos están en la encrucijada de tener que tomar una decisión sobre aplicar o no un régimen especial, al que hasta ahora se aplicaba, para liquidar el IVA que recaudamos para las arcas del Estado. Si ya es malicioso que la Administración nos haga a las Pymes ser sus recaudadores de impuestos, más malicioso es que ahora nos pongan en un dilema para elegir cómo queremos nosotros mismos cumplir con esa función, si por criterio de Devengo o por criterio de Caja.

La eficiencia del sistema actual de recaudación del Impuesto Sobre el Valor Añadido deja mucho que desear. Implicar a las Pymes en esta gestión tributaria no creo que sea el mejor sistema para hacer más competitivas a las pequeñas empresas y si además hacen normas que dejen a la libre elección del sujeto pasivo el aplicarlas o no y que por tanto no afecte a todo el colectivo empresarial, no creo que sea una forma adecuada de legislar. Si a esto unimos la arbitrariedad de marcar  niveles de cifra de negocio, para poder acogerse a este Criterio de Caja en el IVA, Pymes y Autónomos de menos de dos millones de Euros de cifra de negocio, saltándose criterios razonables, como podría ser la definición de Pymes en el marco de la Unión Europea, puede que esta nueva norma  sea discriminatoria, no fomente la competencia en igualdad de condiciones y tenga más perjuicios que ventajas para las Pymes y Autónomos.

Como la normativa contra la morosidad es permisiva, no haciéndose cumplir la legislación actual, y como gran parte del tejido empresarial y las administraciones no tienen un comportamiento ético, en cuanto a pagos se refiere, tenemos que andar haciendo remiendos en nuestra legislación, como es este Régimen Especial de Criterio de Caja, para intentar no perjudicar la liquidez de las Pymes.

La realidad, según manifiestan distintos informes y estudios, como por ejemplo la nota técnica 14/2013 del Gabinete de Estudios de la Asociación Española de Asesores Fiscales, es que muchas Pymes pueden verse afectadas de una forma clara en su contratación de servicios o venta de sus productos, si deciden aplicar este Criterio. Recordemos que si una Pyme elige estar en este criterio y es contratada por otra empresa, da igual el volumen que esta empresa contratante tenga, grande o pequeña, no podrá declarar como repercutido el IVA de las operaciones comerciales con esa Pyme que esté en Criterio de Caja hasta que no le efectúe el pago. Para que todo el mundo lo entienda pongo un ejemplo. Soy una Pyme de menos de dos millones de Euros de facturación. Decido aplicar el criterio de Caja para el IVA y me doy de alta en el censo correspondiente. Vendo hoy que es 1 de febrero a una empresa mis productos y facturo en esa misma fecha, mi comprador me paga a sesenta días, dentro de los plazos legales, por lo tanto recibo el pago el día 1 de abril. Mi comprador al ser una empresa mayor no ha podido aplicarse este criterio de IVA de caja o si es pequeña no ha querido estar en este régimen especial. Él me ha pagado en fecha, pero en lugar de repercutir el IVA de mi operación en la declaración trimestral que realiza en el mes de abril y liquida el día 20, ahora con este cambio normativo y mi decisión de aplicar el criterio de Caja el no podrá repercutir ese IVA hasta la declaración del segundo trimestre, es decir el 20 de julio. Me comprará a mi o a otra empresa que venda mí mismo producto y no aplique el criterio de Caja, sabiendo que el 21% de IVA de la operación lo tendrá que repercutir 90 días más tarde que de aquel proveedor que no aplique este criterio. Que ha conseguido este cambio legislativo, hacerme perder un cliente.

Decidir estar en este Régimen Especial o no, es una decisión que implicará muchas otras cosas más que un simple trámite administrativo, por tanto mucha atención. Los expertos sólo recomiendan que Pymes y Autónomos que tengan mucha cifra de su negocio en contratación con Entes públicos y que a su vez estos tengan importantes deudas con ellos sean aquellos que se acojan a este Régimen Especial.

Muchas veces un buen fin con una mala legislación puede convertirse en un desastre. Cumplir promesas electorales por salir en los periódicos pero hacerlo de una forma tan desastrosa no sólo hace no cumplir un programa, causa un perjuicio mayor, desencanto por el engaño. Las Pymes nos sentimos engañadas. ¿Pagar el IVA cuando se cobra? Esto seguirá igual con estos malos legisladores.

Miguel Ángel Robles

Dejar un comentario

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>


*